Ministerios Elohim

Teologia

Regresar al Menu Principal          Regresar al Menu de Estudios          Ir a Estudio Siguiente>>


 

LA  TEOLOGIA

 

INTRODUCCION.

 

Teología viene de la palabra Griega (theologia) theo, Dios, logia, estudio,  es decir, estudio de Dios.

 Es la única ciencia empírica que se ocupa del ser no creado y de la gracia (Jesucristo) no creada. El vocablo mismo nos señala su significado, discurso razonado; logos es la raíz de donde tomamos la palabra lógica  o lógico, La encontramos en  el sufijo “logia”, al nombrar las varias ramas del pensamiento humano, en cada caso, logia significa la aplicación de principios de pensamiento lógico a algún asunto o materia en particular.

Por ejemplo: la Geología, es la aplicación de principios de pensamientos lógicos a hechos  observados de la tierra (geos).   La Antropología  es la aplicación de principios de pensamientos lógicos a hechos observados acerca del hombre (anthropos).  La psicología, es la aplicación de de principios  de pensamientos lógicos  a las observaciones acerca de la psyche  literalmente el alma. Y así continua la lista de varias ciencias a medida que ellas se especializan más y mas.

 

 

DESARROLLO

 

En su más sencilla, definición, la teología es nuestro intento humano a pensar claro y Correctamente acerca de Dios. Es el estudio de formas de organizar y comunicar la idea acerca de Dios y del orden creado. No hay mayor desafió para la mente que el reflexionar sobre el significado de Dios, de la vida y de las escrituras.

 

Sin embargo alguien dijo en una ocasión, no me hables de teología, tan solo enséñame La Biblia. Para el cristiano promedio, la teología podría parecer como algo complicado, confuso en extremo y completamente irrelevante. Porque ¿Quién es el hombre que puede estudiar a Dios y meter a Dios en su mente?, se puede estudiar acerca de Dios pero no estudiar a Dios. La Biblia dicen en (ROMANOS 11:33 ¡Oh profundidad de las riquezas de la sabiduría y ciencia de Dios! ¡Cuan insondables son sus juicios, e inescrutables sus caminos!

Sin embargo el que la teología con frecuencia parezca abstracta y sin importancia, es más bien falta de los teólogos que de la materia misma. La mayoría de las interrogaciones de la vida, son básicamente cuestiones teológicas. No hay persona, que escape de la necesidad de confrontar  los problemas de la fuente, naturaleza,  realidad, significado y destino de la vida.

 

La teología no es una opción para la iglesia, es negocio de todo cristiano, la iglesia que proclama no tener teología está escondiendo para ella misma las premisas teológicas por las cuales vive y como resultado falla en ponerlas bajo la luz del escrutinio. Si la teología a de cumplir su función adecuada, no  debe considerarse mas, como el monopolio de los expertos.

 

Esforzarse por ser cristiano en la práctica, sin saber lo que es el cristianismo, es un fracaso; el cristiano verdadero debe ser, un teólogo. Debe estar al tanto, al menos de algo de las riquezas de verdades reveladas en las sagradas escrituras y debe saberlo con suficiente claridad para declarar y defender lo que dice y cree. La siempre presente tarea de la iglesia, es interpretar su fe ante el mundo contemporáneo. Para hacerlo, requiere una comprensión de lo que es esencial a la fe. El fracaso en este punto no solo desnivela la piedad personal; sino que confunde la proclamación del  evangelio ante el mundo.

La teología a sido denominada como la fe que busca entendimiento, en otras palabras, como cristianos creemos en Dios, sin embargo Dios ha hecho que anhelemos entender en quien confiamos y porque le creemos, es aquí donde entra en juego la teología.

Cuando se usa apropiadamente la teología  puede servir a la iglesia para combatir herejías o falsas enseñanzas, esto debe ser así, por que la mayoría de las herejías provienen de interpretaciones incorrectas acerca de quien es Dios, interpretaciones que no encajan con la forma en que Dios se ha revelado así mismo en la Biblia.

La tarea de toda ciencia es buscar aquellos principios, leyes, teorías, hipótesis que unifiquen, integren e interpreten los hechos separados y los fenómenos de su materia particular. En la realización de este intento le quedan al hombre dos posibilidades

 

1.- LA TEOLOGÍA NATURAL. Es la que trata de Dios y de sus atributos y perfecciones a la luz de los principios de la razón, independientemente de otros auxilios (Biblia), es decir la que trata de llegar a Dios por medio de la razón. Es parte de la filosofía humana  que considera a Dios únicamente por las naturales fuerzas de la razón humana. Sin embargo es importante que captemos el siguiente concepto:

Para que el Señor, Dios creador,  pudiera hablar con el hombre y revelarse, necesita una mente, por eso le hizo mente al hombre. Sin embargo la mente del hombre, se afanó y se enredo en muchos razonamientos después de caer, y entonces ya no puede  capta a Dios.

El gran sabio Alberto Einsten; se cree que fue una de las mentes mas preclaras y mas profundas que jamás a pisado la tierra, Un sabio tan conocido por los descubrimientos matemáticos que hizo; después de haber examinado todos los universos y después de haber comprendido los números matemáticos que ninguno más comprendía que el;  cuando estaba muriéndose dijo: “no puede haber sino un creador de todo esto, no cabe duda que hay un ser supremo extraordinariamente inteligente que hizo todo perfecto, pero no creo que haya tenido hijo”, y se quedó ahí, ósea que su mente era tan evolucionada y tan complicada; era tan sabio, que no creyó que  el plan de redención en la cruz  fuera posible, por ilógico, y poco trascendental para el, porque; hermanos, no es esa mente que va a captar a Dios precisamente.

 

 Dios dijo que los hombres por ser inteligentes, se les iba a manifestar, para que lo hallaran con su inteligencia pero Romanos dice; que no lo hallaron, sino que se envanecieron en sus razonamientos, se enamoraron de sus mentes, se hicieron sabios así mismos.

 Porque lo que de Dios se conoce les es manifiesto, pues Dios se lo manifestó.  Porque las cosas, invisibles de el, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación  del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa. Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus propios razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido.  Profesando ser sabios se hicieron necios. (Romanos 1:19-22). Y entones Dios dispuso, revelarse al hombre por la locura de la predicación, y aquí no es asunto de mente inteligente humanamente hablando, aunque no se descarta la mente inteligente, por que la mente inteligente Dios la hizo, si se oscureció fue por causa del pecado, porque Dios la hizo potentísimo. Por causa del pecado, el hombre usa el doce o trece por ciento de toda su capacidad mental, ¿como seriamos si usáramos el cien por ciento?

 

 El hombre decidió no querer entender a Dios con su inteligencia, y entonces el entendimiento del hombre quedó degradado, perturbado hasta casi embrutecido, y no puede captar a Dios por muy inteligente que sea, por que las cosas de Dios no se captan por ese método de inteligencia, de otra manera los sabios serian ahora los cristianos mejores;  si así fuera, los que no tenemos la sabiduría de esa gente, estaríamos a los alrededores pensando y asiendo saber que, pero nunca buscando a Dios, pero resulta que fue al revés,  los sabios están afuera y los niños están adentro.  En el libro de Lucas 10:21 dice: En aquella misma hora Jesús  se regocijó en el Espíritu, y dijo: yo de alabo, Oh  padre, Señor del cielo y de la tierra, porque escondiste estas cosas de los sabios y entendidos, y las has revelado a los niños. Si padre, porque así te agradó.

 

 

 

¿Por que se lo revela a los niños y no a los sabios?, ¿porque se las esconde a los sabios?, yo diría que lo profundo de Dios debería ser revelado a los inteligentes, pues es de inteligencia a inteligencia, pero resulta que se lo revela a los niños que supuestamente no entienden y a los sabios que andan buscando por ahí a su manera, se las oculta. ¿Que les esta diciendo a los sabios si entendieran? Les esta diciendo, con ustedes así sabios, no quiero nada, bájense a tener una mente de niño y hablo con ustedes.

¿Sabe cual es el problema de los hombres? El problema es razonar, el hombre quiere entender a Dios con su capacidad.  Alberto Einsten que era tan inteligente, dicen que  cuando murió y examinaron su cerebro, tenia mas circunvoluciones cerebrales que cualquier otro cerebro, era una masa igual que todas, pero tenia una contextura muy extraña, pero ni esa mente alcanzo a conocer a Dios, en el plan de Jesucristo, si hubiera tratado la ecuación mas difícil la resuelve, si se hubiera tratado de otro descubrimiento mas que el atómico, lo hace, pero se quedo perdido, cuando dijo: no puede ser que  exista un ser supremo que tenga hijo;  Por que, hermanos  no es con cerebro que se entiende esto.

 

 Entonces ¿Como mira Dios ahora? Mira, mentes infladas, orgullosas, vanidosas y soberbias, todo lo saben y  por eso Dios no les habla, ¿para que? dice, si no me van a entender. Salmos 138:6 dice: por que Jehová atiende al humilde mas al altivo mira de lejos.

 Entonces esta teología, es incierta en cuanto al conocimiento de Dios. La Biblia dice que Dios ha enloquecido la sabiduría del mundo. Pues esta escrito: destruiré la sabiduría de los sabios, y destruiré el entendimiento de los entendidos. ¿Dónde esta el sabio? ¿Dónde esta el escriba? ¿Dónde esta el disputador de este siglo? ¿No ha enloquecido Dios la sabiduría del mundo? (1 corintios 1:19-20.

 

El conocimiento acerca de Dios no es algo a lo que nosotros los seres humanos podemos llegar por nuestra cuenta. El medio principal que Dios ha escogido para revelarse a nosotros es a través de la Biblia pero ni siquiera el estudio diligente de la Biblia nos puede conducir a un correcto entendimiento de quién es Dios y cuales son sus propositos, necesitamos más que solo estudio, necesitamos del Espíritu Santo para que nuestras mentes entiendan lo que Dios revela en la Biblia acerca de él. En 1 corintios dice: Pero Dios nos las revelo a nosotros por el Espíritu; por que el Espíritu todo lo escudriña, aun lo profundo de Dios.

Existen diversas clases de asuntos que aprendemos en la escuela y en la vida. Estos asuntos necesitan ser aprendidos por el razonamiento natural del hombre, pero el conocimiento de Dios no puede ser aprendido como otros asuntos por nuestro propio razonamiento. Es enseñado por Dios mismo. Cualquier

asunto que podamos aprender en este mundo es conocimiento natural, el cual trae conocimiento a la mente. Pero, el conocimiento de Dios es conocimiento espiritual, el cual conecta al espíritu.

 

La teología natural busca sus datos en la observación de la naturaleza, en las tendencias religiosas de la humanidad, en la historia, en la sociología y  psicología. Pero ni ahí pueden ver a Dios, profesando ser sabios se hicieron necios y  ahora el señor esta solicitando otra clase de mente para poderse revelar.

TEOLOGÍA SUBJUNTIVA

¿Qué significa "La Teología Subjuntiva"? Una manera de plantear las verdades teológicas de manera teórica y confrontarlas de ese modo con el conocimiento científico moderno. Subjuntiva significa "si fuera qué... si hubiera existido. Por ejemplo: veamos la creación.

"suponemos" la creación y partimos de que Dios acaba de crear hace un minuto al primer hombre. Y ahora tratamos de visualizar este escenario ¿Cómo imaginamos al primer hombre creado por Dios? ¿Lo creó como un bebé recién nacido o como un adulto?  Aunque sea intuitivamente ¿qué diríamos?

 Seguramente pensaremos que no lo creo como un bebe porque de esa manera no hubiera podido sobrevivir. La Biblia  afirma, que Dios creó al hombre ya desarrollado, con un cuerpo de unos 20 años. Ahora imaginemos que a través del túnel del tiempo viajamos hasta ese primer minuto de la creación del hombre. Estamos allí, frente a frente, con Adán, con el primer hombre de la creación. Y asumiendo lo que dice la Biblia,  este hombre (sin ombligo) tiene el cuerpo de un joven. Supongamos que somos científicos y nuestra misión desde el futuro es investigar la edad de este hombre. Llegamos un minuto después que fue creado. Ya no está Dios "explícitamente" presente. Ustedes como científicos ¿qué edad le atribuiría a este individuo? Creo que ninguno de nosotros se atrevería a pensar que este joven tiene sólo un día de vida, ya que como científicos tenemos que basarnos exclusivamente en los datos que tenemos frente a nosotros.

Entonces más o menos estimaremos que este hombre tiene... digamos entre 18 y 22 años. La pregunta es  ¿estaremos equivocados al atribuirle al primer hombre esa edad? ¿Sí o no? En realidad "Sí y no". Desde el punto de vista científico NO estamos equivocados, porque el individuo en cuestión posee un cuerpo de 20 años. Pero desde el punto de vista de la realidad que asumimos, o sea nuestra Teología Subjuntiva estaremos muy equivocados, porque este hombre tiene un minuto de vida. Es decir que en general, si suponemos la creación, si partimos del supuesto de la creación, se presentan ante nosotros dos formas de medir el tiempo totalmente distintas, y en cierta forma las dos correctas. Tomando en cuenta las reglas de juego de la ciencia, no podemos esperar que los científicos digan otra cosa, porque lo que la ciencia no ve, no detecta y no mide, no puede considerar. La ciencia sólo puede trabajar con los elementos que tiene frente a sí, nada más. ¿De que podríamos culpar a un científico si nos dice que ese hombre, Adán, tiene 20 años?

Pensemos ahora, por ejemplo, en la edad de una cadena montañosa. Imaginemos que Dios dijo: "Que sea la cadena montañosa". Y en un minuto se crea la cadena montañosa. Un científico que se presente en ese momento nos va a decir: Bueno, esta cadena montañosa tiene, digamos, un millón de años. Ya que es el tiempo que le llevaría a los movimientos sísmicos y geológicos hacer surgir una cadena de montañas. Nuevamente, por un lado internamente tiene un millón de años, pero fue creada ayer.

Alguien puede decir: la luz de esa estrella tardaría cinco millones de años en llegar a la tierra. Es verdad. Entonces ¿cuántos años tiene esa estrella? ¡Por lo menos cinco millones de años! Pero si suponemos que Dios la creó "ayer" con la luz ya sobre la tierra, estaríamos midiendo simplemente cuánto tiempo le hubiera llevado a la luz llegar si no hubiera sido creada así por Dios.

2.- LA TEOLOGÍA SISTEMATICA O DOGMÁTICA.

 

La Teología Sistemática es el estudio de las doctrinas cristianas en su relación las unas con las otras en un sistema lógicamente consistente, esta teología nos ayuda a percibir las verdades bíblicas con más claridad, usando así todos los principios de interpretación bíblica de la hermenéutica y  homiletica.

 

 La causa mayor de las divisiones dentro del cristianismo ha sido las diferencias doctrinales. Por lo tanto es imposible entender adecuadamente a la iglesia a través de la historia, tan bien como en su forma presente, sin comprender la teología sistemática.

 Sus fuentes de información de esta teología incluyen las Escrituras, las grandes doctrinas de la iglesia, las observaciones de la vida religiosa y de las instituciones dentro del marco de la iglesia.

 

Los sistemas dominantes de la teología en el cristianismo han sido o sistemáticos o dogmáticos. El catolicismo, el luteranismo, el calvinismo y el arminianismo son sistemas históricos que pro­vienen de una variedad de fuentes accesibles. Cada uno de estos sistemas apela a las Escrituras como su fuente primaria de informa­ción. Pero cada sistema acepta también información en varias formas y énfasis de las doctrinas, las tradiciones y la vida y experiencia de la iglesia.

 

La teología sistemática intenta reunir el con­tenido de la revelación y presentarla en forma lógica.

Hay cuatro grandes fuentes de ayuda para comprender el conocimiento cristiano: las Escrituras, la razón, la tradición y la experiencia.

 

A) LAS ESCRITURAS.

 

 Los principios fundamentales de esta teología  se encuentran en las Escrituras Ésta es nuestra  única regla de fe. Toda doctrina o sermón deben de están llenos de citas bíblicas, no en forma artificial, como textos de prueba, sino como la expresión natural de una mente cristiana por la Palabra de Dios.  “¿Qué regla tienen los hombres para discernir entre lo bueno y lo malo, para dirigir su conciencia?” wesley dijo en cierta ocasión:

 

“La norma del cristiano respecto de lo bueno y lo malo es la Palabra de Dios, los escritos del Antiguo y Nuevo Testamento; todo lo que los Profetas y 'los varones santos de la antigüedad

escribieron, 'movidos del Espíritu Santo'; toda la Escritura que ha sido 'inspirada divinamente' por Dios, y la que ciertamente 'es útil para enseñar' toda la voluntad de Dios; 'para redargüir' los errores; y para 'instruir,' o educarnos, en 'justicia' (2ª Tim. 3:16)".

         

B) LA RAZÓN.

 

La razón ocupa un lugar muy importante.  Renunciar a la razón significa renunciar a nuestra fe, la fe y la razón van de mano en mano, y que toda religión irracional es falsa. Sin embargo la razón no puede engendrar la fe, ni la esperanza, ni el amor de Dios o al prójimo; pero nadie debe despreciarla, porque rinde grandes servicios en echar los fundamentos de la verdadera religión y en dirigirnos en la práctica de la vida cristiana. La razón humana es un regalo de Dios y no hay que menospreciarla ya que ésta nos es útil para el descubrimiento y la investigación de la verdad. Y cuando hablo de la razón en esta ocasión, me refiero a la mente, pero no una mente carnal ni natural, sino una mente renovada por el Espíritu, el apóstol pablo dijo en Romanos 12:2  no os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cual sea la buena voluntad de Dios agradable y  perfecta.

 “todos los que buscan una religión verdadera, hagan uso de toda la razón que Dios les haya dado, investigando las cosas de Dios, con una mente espiritual.  Es razonable amar a Dios, que nos lo dio todo. Es razonable amar al prójimo y hacer el bien a todos los hombres. La religión que nosotros predicamos y vivimos está de acuerdo con la más alta razón.”

  

 

C)  LA EXPERIENCIA.

 

Esta tercera fuente de la teología, es tal vez la más resaltante del pensamiento. Ya que se encuentra en la experiencia la prueba y la confirmación del Evangelio y el centro de la certidumbre cristiana.

El evangelio de cristo que esta plasmado en las Sagradas Escrituras es el cristianismo de la experiencia personal.  Quienes tengan estas experiencias no dudarán de la verdad del Evangelio de Dios en Cristo, de la realidad del perdón de Dios y de la renovación sobrenatural de sus vidas. A pesar de que muchas veces recurrimos a los argumentos racionales, en última instancia,  la experiencia cristiana personal y la conciencia íntima y constante de la presencia y obra de Dios  se convierten en una nueva manera de vivir la vida cristiana.

 Después de muchos años de mi experiencia cristiana, puedo decir que “la experiencia es suficiente para confirmar una doctrina que se basa en las  Escrituras.”

 

 

 

D) LA TRADICIÓN CRISTIANA.-

 

 Ciento una admiración muy particular por los padres cristianos, que nos han dejado un legado de revelación, y esto porque ellos dan testimonio de su experiencia personal del evangelio. Considero valioso el aporte de la reforma del siglo XVI, ya que desde esa perspectiva  Encontramos en dichos escritos, la revelación de la doctrina de la justificación por la fe, el bautismo en agua,  la santidad, el bautismo  del Espíritu Santo entre otras.

Resumiendo podemos afirmar que las fuentes de la teología sistemática son cuatro: las Sagradas Escrituras, la razón, la experiencia cristiana, y la tradición eclesiástica. 

 Pero las fuentes principales son sólo dos: Las Sagradas Escrituras y la experiencia cristiana  del creyente.  La razón ejerce cierta función crítica y reguladora en la reflexión.  La creación natural ofrece al ser humano cierto material para la reflexión filosófica, y la tradición eclesiástica tiene hermosos tesoros que no deben despreciarse; pero la fuente principal son las Sagradas Escrituras, interpretadas y confirmadas por la experiencia del creyente cristiano.

 

Contenido de la teología sistemática

 

Brevemente damos conocer algunas de  las doctrinas fundamentales  como parte de la teología sistemática.

- La divinidad de Cristo.

-La caída y Corrupción del Hombre.

-La redención Universal.

-El Nuevo Nacimiento.

-El Testimonio del Espíritu Santo.

-La final Perseverancia de los Santos.

-Entera Santificación o Perfección Cristiana.

-La resurrección de los Muertos.

-Juicio Final.

-Recompensa y Castigo Eterno.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

INVESTIGADO Y ELABORADO

LIC. PEDRO JULIAN GERONIMO.

 

 

AVALADO Y AUTORIZADO POR:

DR. GUILLERMO A. OLGUIN SAUCEDO

APÓSTOL.

 

 

 

 

                                     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Regresar al Menu Principal          Regresar al Menu de Estudios          Ir a Estudio Siguiente>>


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=